«Morí por la belleza»: Emily Dickinson; poema y análisis


«Morí por la belleza»: Emily Dickinson; poema y análisis.




Morí por la belleza (I Died for Beauty) es un poema de la escritora norteamericana Emily Dickinson (1830-1886), publicado de manera póstuma en la antología de 1890: Poemas (Poems), bajo el título: Morí por la belleza, pero solo apenas (I Died for Beauty: But Was Scarce).

El poema abre con una mujer que afirma haber muerto por la belleza, y luego enterrada junto a un hombre que murió por la verdad. Entre ambos cadáveres se entabla un extraño e inquietante diálogo, de ataúd a ataúd, a lo largo del cual se especula que la belleza y la verdad son en realidad lo mismo.

Este diálogo, claramente metafórico, continúa hasta que «el musgo alcanzó sus labios y cubrió sus nombres» (the moss reached their lips and covered up the names).

Morí por la belleza vibra en la misma sinfonía alegórica de las odas de John Keats, aunque su estilo es típico de Emily Dickinson.

El poema, realmente breve, mezcla lo macabro con cierto idealismo, cierto romanticismo que sublima la camaradería aún después de la muerte, quien terminará triunfando en dos fases sucesivas: cuando ambos cadáveres sean incapaces de comunicarse y cuando sus nombres ya no puedan leerse sobre sus lápidas, es decir, cuando sean irremediablemente olvidados.

Podemos pensar que Morí por la belleza representa cómo todos los aspectos esenciales que conforman al ser humano: su cuerpo, sus ideales, sus sentimientos, su identidad; son gradualmente borrados por el olvido y la muerte.



Morí por la Belleza.
I Died for Beauty Emily Dickinson (1830-1886)

Morí por la Belleza, pero apenas
pude acostumbrarme a mi tumba,
uno que murió por la Verdad
se instaló en el cuarto contiguo.
Me preguntó suavemente por qué caí.
«Por la Belleza», respondí.
«Yo por la Verdad, y ambas son una,
por lo que somos hermanos», dijo él.
Y así, como parientes reunidos en la noche,
Hablamos de un cuarto al otro
hasta que el musgo alcanzó nuestros labios
y cubrió nuestros nombres.


I died for beauty, but was scarce
Adjusted in the tomb,
When one who died for truth was lain
In an adjoining room.
He questioned softly why I failed?
"For beauty," I replied.
"And I for truth - the two are one;
We brethren are," he said.
And so, as kinsmen met a-night,
We talked between the rooms,
Until the moss had reached our lips,
And covered up our names.



Morí por la belleza (lectura en inglés)



Más poemas de Emily Dickinson. I Poemas góticos.


Más literatura gótica:
El resumen, análisis y traducción al español del poema de Emily Dickinson: Morí por la belleza (I Died For Beauty) fueron realizados por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

0 comentarios:



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Y la historia del Espíritu Guardián de los cementerios.
Primer relato de exorcismos de la historia.
Obras completas de A.C. Doyle.

Poema de Mary Frye.
Novela de Ann Radcliffe.
Obras completas de A.K. Tolstói.