Algo golpea 3 veces la puerta de mi habitación a las 3 de la madrugada


Algo golpea 3 veces la puerta de mi habitación a las 3 de la madrugada.




Compartimos otra experiencia que recientemente llegó al correo electrónico del Consultorio Paranormal de El Espejo Gótico. Al finalizar analizaremos el caso.


***

Estaba acostada en la cama con mi teléfono. Escuché que mi hermano salía de su cuarto; así que supuse que probablemente se había ido a dormir con mis padres, algo que hace frecuentemente. Un par de minutos después escuché tres golpes en la puerta de mi habitación, muy claros. Asumí que era mi madre (a veces viene a verificar que esté durmiendo). Apagué el teléfono y fingí estar dormida. En el fondo de mi cabeza sabía que pasaba algo raro. ¿Por qué mi madre tocaría la puerta en medio de la noche? En general, la abre sin anunciarse (ver: Un golpe: «SÍ»; dos golpes: «NO»; tres golpes: «DÉJAME ENTRAR»).

Cuando me di cuenta de que no entraba nadie, grité su nombre. No hubo respuesta. Ahí es cuando me levanté y abrí la puerta. No había nadie en el pasillo.

Esto se repitió durante varias noches. Quiero decir, escuchar tres golpes en mi puerta entre las 2:50 y las 3:00 de la madrugada. En principio, esto ocurría siempre que estaba despierta, pero hace un par de noches se produjo mientras dormía: sonaron tres golpes en mi puerta, y mi reacción fue responder:

—¿Si?

Nuevamente, no obtuve respuesta. No salí al pasillo para verificar que no hubiese nadie.

¿Alguna idea sobre lo que puede estar ocurriendo?

***


Existe una vieja superstición acerca de estos tres golpes en la puerta, sin causa aparente, conocida como Golpes de la Muerte. Supuestamente, los tres golpes anuncian una muerte.

A veces esta noticia se recibe a los tres días, tres semanas o tres meses, según la leyenda, dependiendo de lo que la persona responda. Por ejemplo, si al oír golpes en la puerta se responde: «Adelante», las consecuencias se producirán en tres días.

Las supersticiones como esta subsisten debido a que resulta muy sencillo reforzarlas. Si creemos que tres golpes predicen una muerte, estaremos mucho más atentos a las noticias de una muerte después de escucharlos. Esto se conoce como sesgo de confirmación, y no tiene nada de paranormal. Sin embargo, es la causa de los golpes lo que aquí nos interesa.

Los tres golpes o rasguños en la puerta son signos que fueron registrados en numerosos grimorios medievales, e incluso en obras de la Santa Inquisición, como el Malleus Maleficarum. En este contexto, los tres golpes siempre están relacionados con demonios (ver: Cosas en tu casa que pueden atraer a los demonios), siendo el número tres la típica burla de las entidades demoníacas a la Santísima Trinidad.

Dentro del ámbito paranormal, este tipo de fenómenos se producen con mayor frecuencia en espacios de transición dentro de la casa, como puertas, ventanas, pasillos, escaleras, y rara vez dentro de una habitación en particular.

En todo caso, los golpes son una manifestación; y así como algunos espíritus pueden aparecer en espejos, en sueños, o bien generando una atmósfera densa alrededor de a persona que les interesa, y hasta a través de olores (ver: Entidades que se manifiestan a través del aroma), algunos sencillamente hacen ruido para anunciarse (ver: Entidades que se obsesionan con los vivos).

Estos golpes son conocidos como raps, y emergieron como forma de contactarse con los espíritus a partir del auge del espiritismo durante el siglo XIX. Según esta visión, los espíritus de los muertos no solo son capaces de comunicarse con los vivos a través de distintos objetos, olores y sonidos, sino que además están ansiosos por entablar esa comunicación.

No obstante, este fenómeno dista considerablemente de los tres golpes en la puerta o las paredes, los cuales parecen producirse únicamente en horas de la madrugada (ver: ¿Qué ocurre a las 03:33 de la madrugada?)

En cualquier caso, los golpes paranormales se diferencian de los sonidos ordinarios que pueden producirse sobre la misma superficie. Es decir que si uno intenta replicarlos, por ejemplo, sobre la misma puerta donde los oyó en primer lugar, se oirán distinto. El sonido original es seco, de intensidad media, y se apaga rápidamente. Es realmente infrecuente que una serie de golpes se repita durante un tiempo prolongado.

Cuando los golpes se producen en las paredes, parecen provenir desde su interior, o desde el otro lado de la pared, nunca desde el interior de la habitación donde se encuentra la persona que los oye. Lo mismo ocurre con las puertas y ventanas (ver: Señales de que hay un espíritu en tu casa).

Ahora bien, ¿cuál es el significado de los golpes en puertas, paredes y ventanas?

No hay una respuesta concluyente para todos los casos. A veces los golpes funcionan como una especie de firma, de anuncio, que presagia otros fenómenos menos fáciles de identificar pero igualmente aterradores, como la sensación de que alguien nos toca (ver: Cuando algo invisible te toca) o nos respira en la cara (ver: Cuando algo invisible te respira en la cara). Los golpes, en este caso, constituyen la primera fase del fenómeno poltergeist.

En ocasiones los golpes inexplicables tienen un origen menos ominoso de lo que se cree. Pueden ser simplemente parásitos astrales capaces de cargar negativamente un ambiente (ver: Espíritus y «ambientes cargados»), y no mucho más. El fenómeno se desvanece en pocos días aunque también puede ocurrir lo contrario. Si esas entidades son numerosas pueden llegar a infectar la casa en su totalidad (ver: Infección Astral: casas tomadas por los espíritus).

Dentro de la parapsicología se asume que todo golpe paranormal, es decir, sin causa o explicación aparente, es una señal de que algo está tratando de llamar nuestra atención.

Si bien puede ser un fenómeno capaz de producir miedo, en realidad es un gesto de cortesía. Una fuerza es capaz de producir tres golpes sobre una puerta o una pared, bien podría hacerlo sobre el rostro de la persona. En este sentido, cuando los fenómenos se repiten tres veces, insisto, en un contexto inexplicable, generalmente se considera de origen sobrenatural. No es mucho más lo que sabemos.

Ahora bien, suponiendo que algo está tratando de llamar la atención, ¿cuál es su propósito en última instancia? ¿Qué es lo que quiere comunicar?

No es mucho lo que podamos conjeturar al respecto. Lo que sí podemos decir es que este tipo de fenómenos ocurren en un contexto más amplio. Los golpes en sí pueden surgir de la nada, aparentemente, pero la persona que los escuchó seguramente puede dar cuenta que la casa en la que vive, o por tal caso la habitación donde duerme, ha atravesado algunos cambios sustanciales.

Una persona que ha sufrido una pérdida reciente probablemente experimente emociones poderosas, en general, recluyéndose en su habitación. En este sentido, la manifestación repentina de eventos paranormales, y su carácter repetitivo, sobre todo, pueden explicarse en ese contexto (¿Los fantasmas son «grabaciones» impresas en la realidad?).

Sacar conclusiones a raíz de una serie de tres golpes inexplicables sería prematuro, en el mejor de los casos, o directamente irresponsable. No obstante, podemos encontrar otras pistas al analizar las emociones de quien los escucha. ¿Cómo te sentís cuando escuchás estos golpes? ¿Miedo ¿Te sentís intimidado? (ver: Sentir que hay un espíritu en casa)

Las reacciones emocionales significativas pueden decir mucho acerca de la intención detrás del fenómeno.




Consultorio Paranormal. I Fenómenos paranormales.


Más literatura gótica:
El artículo: Algo golpea 3 veces la puerta de mi habitación a las 3 de la madrugada fue realizado por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

1 comentarios:

Unknown dijo...

Era un sábado, mi mamá trabaja así que deja a mi hermana con mi tía (lejos) y mis tíos viven cerca, por si me pasa algo son de confianza, pero todos ellos se fueron con mi abuela de visita, no había absolutamente nadie en la casa, yo estaba estudiando cerca de puerta en la mesa, eran como las 1am y luego escucho 9 toques coordinados de 3 en 3 pero como que con las uñas, inténtalo, luego otras dos nueve veces también coordinadas, a las primeras 9 pensé que era un gato o el viento, luego otra ves, sostuve el lapicero por un momento, sospecha algo ya, lo raro es que parecía como que si fuera a propósito o como que si supiera lo que estaba haciendo, en ese momento empezé a dudar, que era? Es alguien? Coincidencia? Era muy raro, difícil de expresar, empecé a considerar abrir la puerta, pero ya no lo hice, a la tercera vez y la última, un miedo de seguridad y confirmación de que alguien estaba allí rápidamente entro en mi, raro, un miedo que talvez solo sentí esa vez, levanté mi celular y me fui a acostar rápidamente, fué muy raro, pero lo más raro es que yo tocaba de 3 en 3, y lo coordinaba en 9 luego un silencio, luego otra vez, me quedé con una duda que no podré saber, era alguien de verdad? Me estaban espiando? No sé, pero si hay una explicación quisiera saberlo,por cierto tengo 12 años, pudieron ser muchas cosas, aa pero espérate un detalle, cerca de mi casa hay una iglesia, enfrente mejor dicho, aveces drogadictos se sientan allí a fumar, pero yo los puedo escuchar cuando llegan, primero se escuchan sus zuelas y escupen después y cuando aspiran, pero esa vez no escuché nada de eso, simplemente pasó y escuché los toques, no tenía audífonos, estaban rotos, eso fue lo que me pasó, muy raro.



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Artículo.
Análisis de «Del más allá» de Lovecraft.
Relato de Bertram Russell.

Poema de Frank Belknap Long.
Relato de Algernon Blackwood.
Artículo.