¿Qué fue de Legolas y Gimli después de «El Señor de los Anillos»?


¿Qué fue de Legolas y Gimli después de «El Señor de los Anillos»?




Legolas, hijo de Thranduil y príncipe de los Elfos del Bosque Negro; y Gimli, hijo de Glóin, descendiente de Dúrin y próspero Enano de las Montañas Azules, son dos personajes fundamentales en El Señor de los Anillos (The Lord of the Rings) de J.R.R. Tolkien, y cuya participación en la Comunidad del Anillo, mucho más digna en la novela que en la adaptación cinematográfica, fue decisiva para la derrota de Sauron.

Sin embargo, después de los hechos narrados en El Señor de los Anillos, cuando el Anillo Único fue destruido, Aragorn asumió el reinado de Gondor, y Gándalf, Galadriel, Elrond, Bilbo y Frodo abandonaron la Tierra Media, el destino de Legolas y Gimli permanece incierto, incluso para muchos de los que leyeron la novela.

Lo cierto es que J.R.R. Tolkien no aclara en ningún pasaje de El Señor de los Anillos qué fue de Legolas y Gimli. Es en su vasto corpus de apéndices, crónicas y notas posteriores al advenimiento de la Cuarta Edad, donde el destino de estos dos amigos, cuya relación echó por tierra milenios de rencor y enemistad entre elfos y enanos, por fin fue revelado.

Repasemos la escasa pero precisa información que J.R.R. Tolkien nos brinda sobre estos dos personajes; insistimos, la cual no aparece en la novela, y mucho menos en las películas.

Después de la boda entre Aragorn y Arwen en Minas Tirith, Gimli partió hacia Anglarond, donde estableció una colonia de enanos y se convirtió en señor de las Cuevas Relucientes (Glittering Caves), cerca del Abismo de Helm.

Este grupo de enanos mantuvo buenas relaciones con Rohan y Gondor; de hecho, los artesanos de Gimli reconstruyeron las viejas puertas de Minas Tirith, destruidas tras el asedio de Sauron, empleando la veta de Mithril que habían descubierto en Anglarond.

Por su parte, tras la coronación de Aragorn, Legolas se mantuvo cerca de Gondor. Fundó una colonia de elfos en Ithilien, y se dedicó principalmente a restaurar el devastación producida por la Guerra del Anillo en los bosques de la zona.

Según el Libro Rojo de la Frontera del Oeste, aquel que comenzara a escribir BilboHistoria de una ida y una vuelta (There and Back Again)—, luego continuado por Frodo —La caída del Señor de los Anillos y el retorno del Rey (The Downfall of the Lord of the Rings and The Return of the King)—, y finalmente en posesión de la familia Gamgee, se afirma que, tras realizar aquellos trabajos, Legolas y Gimli se volvieron a reunir para cumplir la promesa mutua que se habían dado en la novela: visitar juntos el bosque de Fangorn, y luego las cuevas del Abismo de Helm.

En el Libro Rojo también se cuenta que, tras recibir la noticia de la muerte de Aragorn; Legolas, cuya edad no se aclara en ningún texto de Tolkien, envió un mensaje a Gimli, de 262 años de edad, para visitar juntos la tumba del rey.

Posteriormente, Legolas construyó un barco en Ithilien, con la intención de navegar hacia Valinor junto a Gimli, y así abandonar la Tierra Media. El hecho, según Tolkien, no tenía antecedentes, ya que hasta entonces ningún enano había sido recibido en las Tierras Imperecederas, donde los Dioses, los Valar, conviven con los Elfos.

El afecto incondicional de Legolas por Gimli seguramente influyó para que el enano pueda llegar a Valinor, pero es probable que haya sido Galadriel, que en Lórien accedió al audaz pedido de Gimli de regalarle un rizo de su cabello, la que resolvió aceptarlo en las Tierras Imperecederas.

Fue así que Legolas y Gimli se fueron juntos de la Tierra Media. Con esta breve frase Tolkien describe la importancia de ese evento:


Y cuando ese aquel partió, llegó el final en la Tierra Media de la Comunidad del Anillo.

(And when that ship passed an end was come in Middle-earth of the Fellowship of the Ring)




Mitología. I Tierra Media.


Más literatura gótica:
El artículo: ¿Qué fue de Legolas y Gimli después de «El Señor de los Anillos»? fue realizado por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

0 comentarios:



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

El silencio de la poesía sepulcral.
Libros de Montague Summers.
Clásicos del romanticismo.

Relato de David H. Keller.
Libros de Otto Rank.
Novela de Alejandro Dumas.