Eretica: las vampiresas que vendieron su alma al diablo


Eretica: las vampiresas que vendieron su alma al diablo.




Las Erética integran una raza de vampiros femeninos provenientes de Rusia.

Las leyendas sostienen que las vampiresas Eretica conforman una cofradía sobrenatural de brujas que han vendido su alma al diablo, o que al menos han realizado algún tipo de pacto satánico.

Casi como un paradigma de la bruja medieval, banalizada y ridiculizada luego de ser perseguida durante siglos por la Iglesia; las Eretica suelen adoptar la forma de una anciana de aspecto miserable, ojerosa, cuya mirada ciega puede ser fatal si se las importuna.

En recordatorio de las fiestas paganas las Eretica solo se dejan ver durante algunas noches de otoño.

Versiones posteriores de la leyenda de las vampiresas Eretica prescinden de las asociaciones con la brujería, aunque su nombre continúa denunciando su herejía intrínseca, de hecho, el único móvil por el que fueron convertidas en criaturas nocturnas.

Investigadores paranormales de semblante bucólico sostienen que las Eretica han perdido casi toda su influencia. La herejía ya no asombra a nadie. Razón por la cual han logrado mimetizarse perfectamente con su entorno. Uno puedo, por tal caso, entablar un diálogo ameno con cualquier anciana y de hecho estar en presencia de una Eretica.

La cifra escandalosa de ancianas con deficiencias ópticas parece confirmar esta hipótesis.



Más diccionario de razas y clanes de vampiros. I Leyendas de vampiros.


Más literatura gótica:
El artículo: Eretica: las vampiresas que vendieron su alma al diablo fue realizado por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

1 comentarios:

yhelta dijo...

Hola el articulo es algo corto pero no deja de ser interesante intente buscar ams informacion sobre este tipo de Vampiro y no la encuentro ,,, jeje

pero gracias por el escrito


saludos



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Poema de Robert Frost.
Relato de Jean Lorrain.
Relatos de O. Henry.

Antología de Jean Lorrain.
Relatos de William Faulkner.
Relato de M.R. James.