Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Poema de Emily Dickinson.
Relato de Algernon Blackwood.
Obras completa de William Hope Hodgson.

El caso de Sven Andersson.
Relato de Jean Lorrain.
Novelas góticas de Thomas Peckett Prest.


«Un bosque silencioso»: Elizabeth Siddal; poema y análisis


«Un bosque silencioso»: Elizabeth Siddal; poema y análisis.




Un bosque silencioso (A Silent Wood) es un poema de amor de la escritora inglesa Elizabeth Siddal (1829-1862), escrito alrededor de 1851 durante el comienzo de su relación sentimental con Dante Gabriel Rossetti.

Un bosque silencioso, sin duda uno de los mejores poemas de amor de Elizabeth Siddal, evidencia las debilidades de su estilo pero también vindica la pasión y la tenacidad con la que esta modelo prerrafaelita se sumergió en el mundo de la poesía.

Elizabeth Siddal no recibió educación formal alguna; aprendió a leer y a escribir por su cuenta. Esa voluntad procede de un descubrimiento temprano y un tanto inusual. Según ella misma lo comenta, descubrió su amor por la literatura a través de un poema de Alfred Tennyson leído a duras penas en un pedazo de periódico con el que su madre cubría una horma de manteca.



Un bosque silencioso.
A Silent Wood, Elizabeth Siddal.

Oh, silencioso bosque, te atravieso
Con el corazón tan lleno de miseria
Por todas las voces que caen de los árboles,
Y las hierbas que rasgan mis piernas.

Deja que me siente en tu sombra más oscura,
Mientras los grises búhos vuelan sobre tí;
Allí he de rogar tu bendición:
No convertirme en una ilusión,
No desvanecerme en un lento letargo.

Escrutando a través de las penumbras,
Como alguien vacío de vida y esperanzas,
Congelada como una escultura de piedra,
Me siento en tu sombra, pero no sola.

¿Podrá Dios traer de vuelta aquel día,
En el que como dos figuras sombrías
Nos agitamos bajo las hojas tibias
En este silencioso bosque?


O silent wood, I enter thee
With a heart so full of misery
For all the voices from the trees
And the ferns that cling about my knees.

In thy darkest shadow let me sit
When the grey owls about thee flit;
There will I ask of thee a boon,
That I may not faint or die or swoon.

Gazing through the gloom like one
Whose life and hopes are also done,
Frozen like a thing of stone
I sit in thy shadow but not alone.

Can God bring back the day when we two stood
Beneath the clinging trees in that dark wood?


Elizabeth Siddal (1829-1862)




Más poemas góticos. I Poemas de Elizabeth Siddal.


Más literatura gótica:
El análisis, traducción al español y resumen del poema de Elizabeth Siddal: Un bosque silencioso (A Silent Wood), fueron realizados por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

4 comentarios:

Lady Girl dijo...

Querido Aelfwine:

Esto me faltaba leer en el Espejo, ya que los bosques son parte de mi vida, bueno la naturaleza en sí....realmente divino el poema y que ganas de estar en él con la persona amada, sentir el aroma verde , madera, hojas, y observar el cielo infinito, bajo las estrellas,.......Son sólo sueños.... Tu amiga que te quiere...Lady Girl....

Akeru dijo...

Que lugar tan agradable, acogedor y oscuro... Cuando la noche termina y corro a mi casa a esconderme del sol, venir aquí me reconfortará a partir de ahora, pues la oscuridad es tan densa y hogareña que es como estar en casa...

Besos sangrientos, de esta vampira en la red...

janchicagothik dijo...

d aqerdo kon lady girl el bosque tan fresco ala vz reflexibo t transporta acia otro lugar donde se pueden konvivir con seres elemntales......hadas, duendes,gnomos...tan fantastico si c v desd esta realidad

Anónimo dijo...

Solo me provoca melancolía por que el que se fue y regreso ya no es el mismo.

Has notado la forma el que los árboles del bosque nos habla con zuzurros en la noche sin fin.

Donde están mi bien ?

Que ojos miran el brillo de tu luz interior ?

Muero cada noche para con el rayo de sol volver a renacer.

Que esto pronto acabe....