La Musa enferma: Charles Baudelaire

La lectura de este hermoso poema de Charles Baudelaire siempre me produjo el mismo interrogante. De hecho, recuerdo que en una época ya lejana, peregriné afanosamente entre polvorientos catálogos, buscando algún poema que venga a completar lo que aquí se insinúa:
Baudelaire, quien al parecer tenía un fluido diálogo con las nueve hijas de Zeus, se pregunta porqué su Musa se siente abatida. A través del poema puede apreciarse que el viejo Maudit no hace demasiado para aprovechar la lúgubre inspiración de su Musa enferma, sino que, sorprendentemente, es él mismo quien intenta consolarla.
Ningún catálogo ha sido capaz de revelarme si Baudelaire escribió otro poema bajo la influencia de esta desdichada Musa.

La Musa Enferma.
Charles Baudelaire.

Mi Pobre Musa, !ay! ¿qué tienes este día?
Llenan tus vacuos ojos las visiones nocturnas,
Y alternándose veo reflejarse en tu tez
La locura y el pánico, taciturnos y helados.

¿El súcubo verdoso y el rosado diablillo
El miedo te han vertido, y el amor, de sus urnas?
¿Con su puño te hundieron las oscuras pesadillas
En el fondo de algún fabuloso Minturno?

Quisiera que, exhalando un saludable aroma,
Tu seno de ideas fuertes se viese frecuentado
Y tu cristiana sangre fluyese en olas rítmicas,

Como los sones múltiples de las sílabas viejas
Donde, reinan por turno Febo, padre del canto,
Y el gran Pan, cuyo imperio se extiende por los campos.

Charles Baudelaire.


Más Literatura Gótica: