«Llegarán suaves lluvias»: Sara Teasdale; poema y análisis


«Llegarán suaves lluvias»: Sara Teasdale; poema y análisis.




Llegarán suaves lluvias (There Will Come Soft Rains) es un poema apocalíptico de la escritora norteamericana Sara Teasdale (1884-1933), publicado originalmente en la edición de julio de 1918 de la revista Harper's Magazine, y luego reeditado en la antología de 1920: Llama y sombra (Flame and Shadow).

Llegarán suaves lluvias, sin dudas uno de los poemas de Sara Teasdale más impresionantes, imagina a la naturaleza reclamando un campo de batalla tras el final de la lucha. El poema también sugiere que la extinción del ser humano se producirá por la guerra, acaso inevitablemente; una idea novedosa, por cierto, que recién se instalaría con la ciencia ficción luego de la invención de las armas nucleares, unos veinticinco años después.

En este sentido, Llegarán suaves lluvias de Sara Teasdale expone una magnífica visión apocalíptica en unos pocos y certeros versos, donde la naturaleza reclama su dominio sobre el mundo después de que la raza humana fue exterminada.




Llegarán suaves lluvias.
There Will Come Soft Rains, Sara Teasdale (1884-1933)

Llegarán suaves lluvias, y el aroma de la tierra,
y las golondrinas llamarán con sus débiles cantos;

Y ranas en los estanques cantarán por la noche,
y ciruelos silvestres de tembloroso blanco.

Los petirrojos vestirán su fuego emplumado,
silbando sus caprichos sobre una alambrada.

Y nadie sabrá sobre la guerra, nadie
se preocupará al final, cuando todo haya terminado.

A nadie le importará, ni al pájaro ni al árbol,
si la humanidad pereció completamente;

Y la Primavera misma, cuando despierte al amanecer
apenas se daría cuenta que nos hemos ido.


There will come soft rains and the smell of the ground,
And swallows calling with their shimmering sound;

And frogs in the pools singing at night,
And wild plum-trees in tremulous white;

Robins will wear their feathery fire
Whistling their whims on a low fence-wire;

And not one will know of the war, not one
Will care at last when it is done.

Not one would mind, neither bird nor tree
If mankind perished utterly;

And Spring herself, when she woke at dawn,
Would scarcely know that we were gone.


Sara Teasdale
(1884-1933)




Poemas góticos. I Poemas de Sara Teasdale.


Más literatura gótica:
El análisis, resumen y la traducción al español del poema de Sara Teasdale: Llegarán suaves lluvias (There Will Come Soft Rains), fueron realizados por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

3 comentarios:

Anónimo dijo...

La traduccion deja mucho q desear comparela con la q existe en el libro "cronicas marcianas" donde aparece este poema

Gegio dijo...

.....y la misma naturaleza al despertarse al amanecer apenas sabra que hemos desaparecido. Un pequeño ejemplo de la traduccion en cronicas marcianas, la traduccion pesima no, lo siguiente.

Anónimo dijo...

Me sumo a la queja con respecto a la traducción. Sé, sabemos, que no es nada sencillo traducir; pero es que tampoco se trata solamente de trasladar las palabras de uno a otro idioma, y por respeto al autor, por no estropear un texto, más vale no tocarlo en ocasiones. Un poema, al ser traducido, debe continuar pareciendo un poema, a pesar del famoso aforismo de que poesía es todo aquello que se pierde en la traducción... está claro que se deben sacrificar algunas cosas, por ejemplo, en este caso concreto, las aliteraciones: "feathery fire;fence-wire", así como la rima: "night/white;ground/sound; dawn/gone", o la correlación paralelística "not one.../not one..." que luego es recogida con otro "not one" que ya incluye a ambos: "neither bird nor tree". El caso es que si uno no respeta esto, si no percibe estas exquisitas sutilezas, dificilmente podrá traducir de manera poética -que es justamente de lo que se trata cuando se traduce poesía- un texo.



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Relato de Allison V. Harding.
Análisis de «La Casa Maldita» de Lovecraft.
Análisis de «Salem's Lot».

Relato de John D. Swain.
Análisis de «Dagón».
Leyendas de vampiros.