«La luz irrumpe donde ningún sol brilla»: Dylan Thomas; poema y análisis


«La luz irrumpe donde ningún sol brilla»: Dylan Thomas; poema y análisis.




La luz irrumpe donde ningún sol brilla (Light Breaks Where No Sun Shines) es un poema modernista del escritor galés Dylan Thomas (1914-1953), publicado originalmente en 1934 en el periódico The Listener, y luego reeditado en la antología de 1952: Poemas escogidos de Dylan Thomas (Collected Poems of Dylan Thomas).

La luz irrumpe donde ningún sol brilla, sin dudas uno de los grandes poemas de Dylan Thomas, nos presenta una ingeniosa deducción acerca de la oscuridad y la luz.

La luz, conjetura el autor, proviene de la oscuridad; es decir que solo puede reconocerse en contraste con la oscuridad. No obstante, hay un espacio donde la luz irrumpe a pesar de que no lleguen los rayos del sol: el corazón humano; una luz interior, si se quiere, latente, abstracta, que nos ilumina, y a veces nos quema, desde adentro.

Esa luz tiene sus misterios: irrumpe de forma caprichosa cuando se abandona la lógica, la razón; entonces el secreto de la luz crece en la oscuridad, como un árbol que florece bajo tierra.

Resulta notable que La luz irrumpe donde ningún sol brilla, una pieza exquisita entre los poemas metafísicos del siglo XX, haya sido escrito por un muchacho, por cierto, genial, de apenas veinte años.




La luz irrumpe donde ningún sol brilla.
Light Breaks Where No Sun Shines, Dylan Thomas (1914-1953)

La luz irrumpe donde ningún sol brilla;
donde ningún mar se agita,
las aguas del corazón impulsan sus mareas;
y, como rotos fantasmas coronados de luciérnagas,
las cosas de la luz desfilan por la carne,
donde no hay carne alguna que una los huesos.

Una vela en los muslos
calienta la juventud y la semilla y quema la simiente de la edad;
donde ninguna semilla se estremece,
el fruto del hombre se despliega en las estrellas,
lustroso como un higo;
donde no hay ninguna cera, muestra su pábilo la vela.

El amanecer irrumpe detrás de los ojos;
desde los polos del cráneo la sangre tempestuosa
como un mar se desliza;
sin cercas, ni vallados, brotan los surtidores
del cielo hacia la vara,
adivinando en la sonrisa el óleo de las lágrimas.

La noche ronda en las órbitas,
como una luna de brea, el límite de los globos;
el día ilumina el hueso;
donde no hay frío alguno, el vendaval deshollador desata
las ropas del invierno;
la película de la primavera se cuelga de los párpados.

La luz irrumpe en baldíos ocultos,
en las cimas del pensamiento donde los pensamientos en la lluvia huelen,
cuando muere la lógica,
el secreto del suelo crece a través del ojo,
y la sangre al sol brinca
en páramos donde el amanecer se detiene.


Light breaks where no sun shines;
Where no sea runs, the waters of the heart
Push in their tides;
And, broken ghosts with glow-worms in their heads,
The things of light
File through the flesh where no flesh decks the bones.

A candle in the thighs
Warms youth and seed and burns the seeds of age;
Where no seed stirs,
The fruit of man unwrinkles in the stars,
Bright as a fig;
Where no wax is, the candle shows its hairs.

Dawn breaks behind the eyes;
From poles of skull and toe the windy blood
Slides like a sea;
Nor fenced, nor staked, the gushers of the sky
Spout to the rod
Divining in a smile the oil of tears.

Night in the sockets rounds,
Like some pitch moon, the limit of the globes;
Day lights the bone;
Where no cold is, the skinning gales unpin
The winter's robes;
The film of spring is hanging from the lids.

Light breaks on secret lots,
On tips of thought where thoughts smell in the rain;
When logics dies,
The secret of the soil grows through the eye,
And blood jumps in the sun;
Above the waste allotments the dawn halts.


Dylan Thomas
(1914-1953)




Poemas góticos. I Poemas de Dylan Thomas.


Más literatura gótica:
El análisis, traducción al español y resumen del poema de Dylan Thomas: La luz irrumpe donde ningún sol brilla (Light Breaks Where No Sun Shines), fueron realizados por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

0 comentarios:



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Poema de H.P. Lovecraft.
Antología de Henry Kuttner.
Índice.

Relato de Damon Knight.
Relatos de Henry Kuttner.
Novela de Charles Dickens.