«Sentí un funeral en mi cerebro»: Emily Dickinson; poema y análisis


«Sentí un funeral en mi cerebro»: Emily Dickinson; poema y análisis.




Sentí un funeral en mi cerebro (I felt a Funeral, in my Brain) es un poema de la escritora norteamericana Emily Dickinson (1830-1886), escrito alrededor de 1861 y publicado de manera póstuma en la antología de 1896: Poemas (Poems).

Sentí un funeral en mi cerebro, uno de los mejores poemas de Emily Dickinson, nos permite experimentar el descenso del narrador a los abismos de a locura, una caída multiplicada por la presencia del lector, que atestigua impávido ese trazado hacia el caos de la inconsciencia (ver: El secreto de Emily Dickinson).

En este contexto, Sentí un funeral en mi cerebro de Emily Dickinson explora uno de los horrores más despiadados del gótico: el miedo a la locura, a hundirse definitivamente en los abismos de una demencia vacía; temor que, por otro lado, no es un rasgo de insensatez (ver: En el Manicomio: la locura en la ficción gótica).




Sentí un funeral en mi cerebro.
I felt a Funeral, in my Brain, Emily Dickinson (1830-1886)

Sentí un funeral, en mi cerebro,
los deudos iban y venían
arrastrándose —arrastrándose— hasta que pareció
que el sentido se quebraba definitivamente

y cuando todos estuvieron sentados,
una liturgia, como un tambor-
comenzó a temblar —a batir— hasta que pensé
que mi mente enmudecía,

y luego los oí levantar el cajón
y crujió a través de mi alma
con los mismos zapatos de plomo, de nuevo,
el espacio— comenzó a repicar,

como si todos los cielos fueran campanas
y existir, sólo una oreja,
y yo, y el silencio, alguna raza extraña,
náufraga, solitaria, aquí

—y luego un vacío en la razón, se quebró,
caí, y caí—
y di con un mundo, en cada zambullida,
y terminé sabiendo —entonces—.


I felt a Funeral, in my Brain,
And Mourners to and fro
Kept treading - treading - till it seemed
That Sense was breaking through -

And when they all were seated,
A Service, like a Drum -
Kept beating - beating - till I thought
My mind was going numb -

And then I heard them lift a Box
And creak across my Soul
With those same Boots of Lead, again,
Then Space - began to toll,

As all the Heavens were a Bell,
And Being, but an Ear,
And I, and Silence, some strange Race,
Wrecked, solitary, here -

And then a Plank in Reason, broke,
And I dropped down, and down -
And hit a World, at every plunge,
And Finished knowing - then -


Emily Dickinson (1830-1886)




Poemas góticos. I Poemas de Emily Dickinson.


Más literatura gótica:
El análisis, resumen y traducción al español del poema de Emily Dickinson: Sentí un funeral en mi cerebro (I felt a Funeral, in my Brain), fueron realizados por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

0 comentarios:



Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Relato de Ralph Adams Cram.
Poema de Clark Ashton Smith.
Análisis de «Informe sobre ciegos» de E. Sábato.

Relato de F. Marion Crawford.
Poema de Charles Brennan.
Análisis de «La Cosa Maldita» de Bierce.