Lo más visto esta semana en El Espejo Gótico:

Poemas de William Wordsworth.
Relato de Lord Dunsany.
Microficción.

Poema de John Keats.
Relato de Charles Nodier.
Poema de W.B. Yeats.


La Biblia de la mujer

La Biblia de la mujer.

La Biblia de la mujer (The Woman's Bible) es uno de los libros prohibidos más controversiales de la era victoriana, y quizás el que ejerció mayor influencia en la vida espíritual de las mujeres en la primera mitad del siglo XX.

A comienzos de la década de 1890, Elizabeth Cady Stanton (1815-1902) reunió un comité compuesto por 26 mujeres notables con el fin de reinterpretar las Sagradas Escrituras; y a partir de allí justificar bíblicamente los incipientes reclamos por los derechos de la mujer

En 1895 se publicó La Biblia de la mujer, una especie de desafío a la posición tradicional de la ortodoxia cristiana por la cual la mujer debía limitarse a ser sirviente del hombre. De más está decir que el libro produjo una fuerte controversia; y no solo dentro de la visión masculina, sino incluso en los círculos feministas más estrechos, quienes temían que la edición de La Biblia de la mujer terminase siendo perjudicial para el movimiento sufragista a causa de sus postulados.

La Biblia de la mujer jamás fue aceptada por los eruditos. Sin embargo se convirtió en uno de los grandes best-sellers de la era victoriana. Lejos de tranquilizar a sus integrantes, el éxito de ventas solo aumentó la polémica. Susan B. Anthony (1820-1906), parte activa de la reinterpretación del texto, intentó calmar a sus camaradas del National American Woman Suffrage Association, pero éstas decidieron accionar legalmente contra las damas que integraban el comité, muchas de las cuales eventualmente fueron expulsaron del movimiento.

La idea del libro era sencilla, y por eso genial: dar batalla en el terreno elegido por el enemigo. Si el hombre utilizaba la Biblia como prueba de que sus actitudes hacia la mujer estaban justificadas, y que incluso eran agradables a los ojos del Señor, Stanton y su grupo volcaron su intelecto sobre la Biblia para hallar una refutación que, por su naturaleza sagrada, resultaría definitiva.

El resultado fue menos feliz de lo esperado a causa del idioma inglés, menos rico en matices que el griego y el hebreo, lenguas sobre las que se trabajó en la "relectura". No obstante, la intención central perduró: evaluar la tradición judeo-cristiana y su impacto sobre el desarrollo de las mujeres a lo largo de la historia. Para acentuar las tensiones en la reedición de La Biblia de la mujer de 1895, Elizabeth Stanton escribió un prólogo incendiario:

En sus enseñanzas la Biblia degrada a la mujer desde el Génesis hasta Revelaciones.
(The Bible in its teachings degrades Women from Genesis to Revelation).

Si este exordio causó una feroz controversia, el diagnóstico de Elizabeth Stanton sobre el Antiguo Testamento dejarían pasmados a los especialistas. 

El comité halló ciertas benevolencias en el libro. Las mujeres del Antiguo Testamento, si bien sometidas a la misma servidumbre que sus descendientes, ejercían su opinión ante los hombres sin ningún tipo de prejuicio, más aún; participaban de su sociedad de un modo más vivo e intenso que en la era victoriana. En una serie de notas polémicas Elizabeth Stanton incluso se anima a un debate lingüístico por el cual se analiza la palabra hebrea Elohim, un epíteto de Dios, cuyas raíces sugieren aspectos femeninos. Más aún, Stanton discute elegantemente sobre los orígenes de la Santa Trinidad, y argumenta a favor de una supresión escandalosa durante los primeros siglos del cristianismo, por el cual se barrió la faz femenina de su vértices; qué originalmente estarían compuestos por la el Nombre de la Santa Madre, del Hijo, y del Espíritu Santo...

Tras el avance de La Biblia de la mujer en las manos de incontables damas victorianas, la Iglesia de Inglaterra declaró, con un peso nétamente testimonial, que el libro era el legado de Satán para el siglo XX. La presión fue tan fuerte que ni siquiera las ramas más beligerantes de los movimientos por los derechos de la mujer apoyaron las interpretaciones de Elizabeth Stanton y el comité, quienes finalmente fueron abandonadas a las severas maldiciones del púlpito.


La Biblia de la mujer.
The Woman's Bible, 1895.
Copia y pega el link en tu navegador para leer online -en inglés- o descargar La Biblia de la mujer, de Elizabeth Stanton.
  • http://sacred-texts.com/wmn/wb/index.htm

Introducción a la Biblia de la mujer: 
El resumen del libro de Elizabeth Stanton: La Biblia de la mujer (The Woman's Bible) fue realizado por El Espejo Gótico. Para su reproducción escríbenos a elespejogotico@gmail.com

2 comentarios:

C dijo...

Me encanta el blog, me encantan las notas, relatos y todo lo que publican en él... Pero las letras blancas con el fondo negro hacen que mi vista se perturbe. Hay alguna forma de visualizar la página con otros colores?
Gracias.

Anónimo dijo...

Cuando me pasa eso selecciono todas las letras y se ponene en blanco con color azul. No se ve tan bonito pero es menos intenso.